29.3.10

La visita al veterinario

Lo que para mis perros es un día de fiesta, para mí es angustia y terror. Además del trauma de haber sido atacados (mis perros y yo) en dos ocasiones por perros callejeros en el rumbo por donde vivo, mis perros no tienen ninguna educación, no saben caminar a mi lado discretamente, no obedecen a nada de lo que les ordeno y cuando hacen sus "trucos" todos los hacen mal. Si les digo que se echen ruedan y si les digo que rueden se sientan en dos patas. Son una calamidad pero nunca he sabido como educarlos y como han vivido siempre alejados de otros perros , no son nada sociables, cada vez que los llevaba a la tienda/clínica era un ladrar incesante a todos los demás perros y detonaban que la tienda entera se inundara en aullidos y ladridos. Para mí eso ya es demasiada tensión.
Eso aunado a que una vez que olfatean los rastros de otros perros empiezan a querer orinarse y defecar en todas partes, no puedo traerlos a ellos de la correa y el atomizador del desinfectante y las servilletas de papel...
Pues llegó el día de la consulta y ellos saben que se van a pasear, que van a sacar la cabeza por la ventana y que no podrán ni ver por la velocidad del viento, pero que no les importará porque eso les divierte. Todo será correr de una ventana a otra del asiento trasero de la camioneta para ver por donde les pega menos al aire, y una vez en la clínica, a ver que conocido suyo anda ahí a quien le puedan olfatear la cola. 
Por eso mismo ahora los dejo afuera hasta que llega su turno. Yo entro solo, firmo la lista y pongo sus datos y cuando anuncian que sigo yo, voy por ellos y rápidamente los ingreso a uno de los cuartitos y de ahí de regreso a la casa...
Poco se pudieron enterar del Mastín gigantesco de escasos 3 años de edad que esperaba consulta antes que ellos, de la Weimaraner toda coqueta con sus uñas pintadas de color fiucha, o del Yorkie en su jaulita que era el más ladrador y agresivo hasta con el gigantón. Del doberman minitoy que se veía bellísimo en ese tamaño de llavero y del chihuahua que estaba junto a él. Y de todos los demás perritos eléctricos, como ellos, que también les tocaba ir a su consulta. A los míos les sacaron sangre para ver como andaban del gusano del corazón, excremento con un palito de plástico y al final les recetaron su pastilla mensual y les pusieron sus vacunas.
Todo transcurrió en una hora (siete horas en horario canino), pero a mí se me hizo una eternidad. Qué bueno que esto es sólo dos veces al año...

4 comments:

nancy said...

.Que carita mas tierna tiene el perrito!!..Es increíble lo que me gustan los perros amo a todos los animales (soy vegetariana)pero los perros son mi debilidad!..ya pase por los problemas que mencionas mas de una vez !Jajaja..
cositas lindas!!!! ..son tan incondicionales se les puede retar e ignorar,pero ellos siempre están por ti!
Hay un dicho que dice: "Cuanto mas conozco a la gente mas quiero a mi perro"jajaja
Es lo que extraño de mi casa mis perros!...llegue a tener 5 pastores aleman ,El Lobo,Lucas,Mateo,Ready ,Diana y 2 pequeñitos,Leidy,y benji...Cada uno ha desaparecido de mi vida de forma trágica!..atropellado,robado o simplemente se fueron por la ley de la vida...Los que vivirán por siempre en mi memoria por lo inteligentes y leales son "el Lobo y la Leidy!!...
Cuando vuelva dentro de unos meses volveré a criar un pastor y un pequeñito!..En casa de mi mama hay dos que se vueven locos de alegría cuando me ven, y eso que me han visto bien poco dado la relatividad del tiempo!..

pablo said...

Uno de los míos lo compré en una granja canina e iba a ser un obsequio para un niñito conocido mío, pero luego me quedé con él. El otro llegó a casa y se "aquerenció" así que terminé adoptándolo. Y no es que los quiera mucho (que al final sí los quiero), pero he gastado tanto en ellos, que no sé si me duele más perderlos o lo que he invertido, jajaja
Deveras, tienen mejor calidad de vida que yo mismo, que el veterinario, que el seguro de salud, que las vacunas, la comida especial para su edad y su estilo de vida, cuidado dental, y una larga lista de etcéteras!!
Ya quisiera yo creer en la reencarnación y que me dieran a escojer!! No crees?

nancy said...

jajaja!!...Creo que si necesitan atención su vacuna antiparasitaria y su comida al día de acuerdo con su edad!
...Pero hay casos en que los veterinarios te van envolviendo que crees que ya es un peso!
No recuerdo que de niña mis perro,en el campo, tuvieran otra cosa que su comida,y algún liquido para las garrapatas,(que son unos arácnidos que se pegan en el pasto) y eran felices como yo!..Ahora todo es problema!
YO,hoy les pongo su vacuna,su pastilla antiparasitaria que yo misma compro,y algún otro cuidado que yo misma les doy de acuerdo a sus necesidades!..Cuando peques, por la cantidad de nuevos virus que han atacado a los cachorros,(y que tienen menos de 15 años) es conveniente vacunarlos !yo compro las vacunas y se la aplico y ya! es como todo!!.. Los niños también necesitan vacunas de peques.
Estuve casada un tiempo con un veterinario y te aseguro que es todo lo que necesitan!y mucho amor!

pablo said...

Es cierto... leí en alguna parte que muchos perros están sobrevacunados y en ocasiones ese exceso de cuidados les afecta. Ni mucho que queme al santo ni tanto que no lo alumbre, verdad?