29.10.14

Pancho's en 45 y Tidwell

La semana pasada, para celebrar mi cumpleaños, un amigo me invitó a comer y para aprovechar, decidimos ir a un buffet.

Como el restaurante Pancho's que está en el 45 y Tidwell aún está abierto, para sorpresa de ambos, pues yo tenía como 30 años de no ir y mi amigo un poco más de 10, fuimos allí.

Yo ya no recordaba como estaba el asunto de la comida, y pensé que habría mesas con las bandejas de los platillos disponibles, pero este buffet es de los tipo Luby's, donde desde que uno entra toma la charola y de ahí ellos nos van sirviendo lo que se desee comer. Al final se paga y después, cada vez que se requiere de algún platillo extra o refresco, se iza una banderita que está colocada en la mesa y la mesera viene y nos atiende.

Bueno. Yo solamente recordaba lo de la banderita, y no lo mala que era la comida.

Pedí un chile relleno con arroz y frijoles, y las tortillas las tuve que pedir una vez que ya me había sentado, con el método de la banderita. Una señora de la tercera edad (me da gusto que quienes tengan o quieran trabajar a esa edad encuentren donde hacerlo) vino y después de preguntarnos que deseábamos, bajó la banderita.

Así estuvimos y yo cada vez tenía que preguntarle acerca de la comida, porque en este tipo de restaurantes tex-mex, inundan todos los platillos en queso amarillo y eso es algo que a mí no me gusta. El chile, por ejemplo, estaba bien chiquito (no era poblano) y no sabía a nada. Supuestamente era de queso.

Después me trajeron unas flautas, unas enchiladas de pollo en una salsa blanca sin sabor y para que dejara de estar preguntanto esto y aquello, la señora me trajo una ''enchilada de queso'' nadamás para que la probara. 

No es por hablar mal de la cocina de los demás, pero le dí la mitad a Vincent y lo demás lo comí yo, era una tortilla con algo de queso amarillo dentro y estaba bañada en una salsa que sabía a ketchup. En serio!

No quise seguir criticando la comida porque había sido yo quien eligió el restaurante y además había sido invitado, pero ya me convencí de que si quiero comer comida mexicana auténtica, la tengo que hacer yo!

No me sorprende que Panchos siga abierto después de todo este tiempo, sino que continúen preparando esta comida con las mismas recetas que quien sabe donde conseguirían o quien sabe quien les diría que estaban bien sabrosas.

No comments: